lunes, 20 de diciembre de 2010

y tras vagar sin rumbo durante cuarenta años sin rumbo por el desierto...


Hola a todos/as y buenas noches:

Se supone que esta entrada iba a ser una especie de carta de despedida para el mundo de la blogosfera de forma casi definitiva, pues el lapso temporal de más de dos años que ha sufrido este blog sin ver ni una publicación dirigida a alguno de sus posibles lectores no deja margen de duda: todo en esta vida necesita una profunda renovación en algún momento del camino.

Por esta razón he decidido dar de baja a La Ciudad de los Náufragos con la esperanza de corregir algunos de los errores que desgraciadamente llevaron a esta página a su defunción, una página que yo mismo creé enarbolando la bandera de la dedicación y de la perseverancia, dos características por las que este blog no se ha distinguido.
No obstante, esta carta de despedida está dotada de un matiz particular que no es otro que anunciaros la creación de una nueva página web dedicada a los mismos temas que en su día se trataron en esta, y que sin duda estoy dispuesto a comenzar con una ilusión y con unos objetivos aún mayores, por lo que espero no defraudar a nadie en la medida de lo posible.

Así mismo querría disculparme con todos aquellos que en su día depositaron una pequeña parte de su confianza en este vuetro humilde escritor en relación a la publicación de entradas, un error que sin duda espero no volver a cometer.

Próximamente os indicaré en este mismo blog la dirección de la página que estoy creando, la cual espero ir rellenando con multitud de cosas a medida que el tiempo me lo permita.

Un saludo a todos y hasta pronto!!!

2 comentarios:

zina montenegro dijo...

Un alivio volver a leerte, y aun más saber que a partir de ahora te portaras bien, y no volveras a privarnos de ti.

Nanduco dijo...

Eso, eso, pórtate bien :-P Oye, Kevin, cuando quedamos?? Yo estoy en Torrelavega. Avísame!